La Programación Neurolingüística (PNL) surge del estudio de personas altamente efectivas en el campo de la psicología y la terapia allá en los años 60. Sus creadores, Richard Bandler y John Grinder, modelaron y copiaron aquellas prácticas que implicaban resultados exitosos. En su desarrollo, la PNL siguió adoptando patrones exitosos y descubriendo técnicas y herramientas de cambio o aprendizaje acelerado.

La PNL funciona modificando patrones mentales poco exitosos por otros más exitosos. Los patrones mentales forman parte de cualquier conducta humana y las conductas humanas se extienden por completo en cualquier ámbito de la vida, personal y profesional. Se puede aplicar a cualquier circunstancia.

Tú también puedes incorporar nuevos hábitos a tu desempeño en cualquier área de la vida o aprender a potenciar a tu propio equipo de trabajo:

  • Cambio personal.
  • Consecución de resultados.
  • Comunicación efectiva.
  • Aprendizaje Acelerado.
  • Productividad.
  • Flexibilidad de pensamiento y creatividad.
  • Enriquecimiento vital y disfrute personal.
  • Negociación.

Realmente el campo de aplicación de la PNL es tan extenso… que prácticamente cualquier conducta es sujeto de modificación. Así es que me gustaría abrir el siguiente debate:

¿En qué te gustaría emplear la PNL de forma personal?

Nos gustaría que compartieses con nosotros donde te gustaría aplicarla u otras ideas relacionadas. ¡Comparte tu opinión con nosotros a través de los comentarios!